Al naciente de San Nicolás se encuentra ubicada una gran roca que toda la gente conoce como La Peña…

En este lugar los vecinos cuentan que en las noches escuchaban gritos y lamentos de personas que se han suicidado allí…

Don José Valle cuenta que a las doce de la noche cierto día escucho ladrar a su perro, el por curiosidad salió a ver que era… observo una sombra de una persona adulta con un niño sobre la peña… de un solo brinco entro a su casa y cerro la puerta…

Hoy en día la gente ya ha perdido el miedo… muchas casas se han construido alrededor de la peña y el fantasma de las sombras han tenido que irse a otro lugar…